Mi experiencia como voluntario en un albergue rural en las afueras de Málaga

Esta es mi experiencia como voluntario en un albergue rural en las afueras de Málaga. Una experiencia única para cambiar la rutina y aprender cosas nuevas.


74f211792ee26b87a95f306bac8d84ef

Luciano

May 24, 2019

My name is Luciano, I am from Argentina and I ve been travelling for more than 6 years. I actually live in Las Palmas de Gran Canaria and my blog, ...

voluntariado-albergue-rural-malaga

Necesitaba desconectar. No me había dado cuenta. Pero lo necesitaba. Mi cuerpo lo estaba buscando y, apenas llegué al Espacio Cultural Conviven, me di cuenta que estaba en el lugar correcto.

Mientras, junto a Rafael, recorríamos los 60 kilómetros que separan Málaga ciudad de este albergue rural, mi mente se fue poniendo más y más contenta. Es que veía como dejaba atrás la ciudad, cómo el auto se sumergía en la paz de las montañas, tan verdes y tan calmas.

Venía de pasar unos días en el centro de Málaga y sentí que no quería volver. No porque hubiera tenido una mala experiencia sino porque mi cuerpo y alma necesitaban conectar con el entorno. Necesitaba ser, y no estar.

Estaba llegando al lugar correcto. Fui voluntario por alrededor de una semana en el Espacio Ecocultural Conviven, un albergue rural en las afueras de Málaga. Y esta fue mi experiencia.

Cómo encontrar un voluntariado en España

Bueno, el sitio web (o la app móvil) de Worldpackers es bastante intuitiva, ¿no? Buscar las ofertas de voluntariado es tan fácil que uno puede navegar horas y horas por el sitio, perdiéndose en las innumerables oportunidades que tenemos para conocer el mundo.

Para encontrar las ofertas en Málaga, solo tenemos que usar los filtros que tenemos disponible, para así generar una búsqueda más acotada que se adapte a nuestros intereses. Por lo tanto filtramos por continente (Europa), país (España) y ciudad (Málaga). También, si queremos, podemos filtrar por nuestros intereses o idiomas.

Una vez aplicados estos filtros, vamos a encontrar una lista con todas las ofertas de voluntariados en la ciudad que estamos eligiendo para pasar unos meses intercambiando trabajo por alojamiento.

Consejos para ser aceptado por el host

Siempre, a la hora de mandar un mensaje, tenemos que pensar que alguien del otro lado, va a estar leyéndolo. Entonces, tenemos que escribir un muy buen mensaje. No solo desde el punto de vista de la gramática, sino también desde lo que sentimos y buscamos en nuestro viaje. Sincerarnos con nuestro anfitrión, mostrarles nuestro lado humano, va a permitirnos conectar mejor con él o ella.

Como regla básica, nunca copien y peguen el mismo mensaje a distintos anfitriones. Tomense el tiempo de escribir un mensaje personalizado a cada uno. Obviamente que van a haber cosas que se repitan, y que se lo contemos a todos los anfitriones a los que contactamos. Pero también intentemos personalizar nuestro mensaje con cosas que le hagan entender al anfitrión que hemos leído su propuesta detalladamente y que estamos interesados en la misma.

Cuenten sobre su viaje. Si están en la ruta hace mucho, si recién arrancan. Si es su primer experiencia como voluntario, o si ya han hecho varias. No tengan miedo en contar que, por ejemplo, recién empiezan a viajar y nunca han hecho un voluntario. Nadie nace sabiendo. Si no tienen experiencia como voluntario, muestren su predisposición para aprender, para adaptarse a las tareas que pide el anfitrión, y demás.

En resumen, dedíquenle tiempo a cada aplicación, sean sinceros y muestrense tal cual como son. Intentar mandar un mensaje descontracturado pero que atrape, que llame la atención del lector. Un mensaje distinto a las decenas de mensajes que reciben día a día.


Mi experiencia como voluntario en un albergue rural en las afueras de Málaga - Worldpackers - Espacio cultural conviven

Consejos para armar un buen perfil en Worldpackers

Como dijimos que el mensaje que le mandamos al anfitrión es importante, también lo es nuestro perfil. No lo creemos a las apuradas, en ese ratito libre que tenemos entre actividad y actividad. Siéntense una mañana, con un café bien rico, que los despierte, y dedíquenle tiempo.

Escriban una descripción suya que los represente, que sea original y que llame la atención. Detallen sus habilidades con cuidado. No se olviden de especificar todos los idiomas que hablan. Pongan una buena foto de perfil y asegurense de tener todo el perfil completo.

Insisto, no tienen que mentir en lo que ponen. Sino ser originales y sinceros. Mostrandose tal y como son, es la mejor manera de mostrar su cara al mundo. ¿Para qué usar caretas?

Mi experiencia como voluntario en un albergue rural en las afueras de Málaga


Mi experiencia como voluntario en un albergue rural en las afueras de Málaga - Worldpackers

La comunicación con Rafa fue fluida y, luego de cerrar el voluntariado por medio de la aplicación de Worldpackers, nos contactamos via Whatsapp para ajustar los detalles de la llegada.

Rafa se ofreció a ir a buscarme a la ciudad, así no tenía que tomarme un bus de un par de horas para llegar al lugar del voluntariado. Nos encontramos en un café cerca de la estación de trenes Maria Zambrano, en el centro de Málaga y, saludo de por medio, empezamos a charlar de nuestras experiencias, viajes y de la vida. Todo fluía.

Rafael estuvo pendiente durante toda mi estadía de cómo me sentía, de que estuviera cómodo y de que no me faltara nada para realizar mis actividades. Tanto él como los voluntarios me hicieron sentir como en casa.

Cómo olvidar el día que llegué. Al minuto que puse un pie en Conviven, apareció Victor, un voluntario argentino de unos 50 años (un ejemplo a seguir) con el que, café de por medio, empezamos una charla que terminaría varios días después, cuando me dejó en el aeropuerto para que emprenda la vuelta a Las Palmas de Gran Canaria.

Es que, no me canso de repetirlo. Esto es lo que más me gusta de hacer un voluntariado. Las experiencias. La gente que te llevas. Los amigos.

Tareas que realicé durante voluntariado en Espacio Cultura Conviven


Mi experiencia como voluntario en un albergue rural en las afueras de Málaga - Worldpackers - Espacio cultural conviven

Mi voluntariado en el Espacio Ecocultural Conviven sucedió en medio de una campaña de Worldpackers por mostrar cómo es la vida de un voluntario en España. Por lo tanto mis tareas en el albergue rural fueron las de generar contenido audio visual, tanto para Rafa (mi anfitrión) como para Worldpackers.

Como siempre digo, crear videos (como hice en este caso) es un poco engañoso a la hora de poder definir horas concretas de trabajo. En mi caso, lo que suelo hacer es sentarme con el anfitrión un par de horas, mostrarles mis ideas sobre los videos a hacer y ver si estamos en la misma página. Intercambiamos ideas, sugerencias y demás, y manos a la obra.

No tengo una hora de comienzo ni una hora de finalización, como capaz lo tienen otros voluntarios que ayudan en distintas tareas del albergue (recepción, cortar el pasto, pintar, estar con los grupos de huéspedes que llegan los fin de semana). Pero también, muchas veces tengo que salir corriendo a mi habitación a buscar la cámara porque vi algo que quiero filmar sí o sí.

Rafa me pidió que hiciera tomas de todo el albergue, intentando captar la esencia del mismo. Las habitaciones, las zonas comunes, el embalse que rodeaba el albergue y demás. Todos se encargaron de que el Albergue estuviera en impecables condiciones para que el video saliera con la mejor calidad posible.

Con la excusa de tener que hacer tomas del atardecer, varias tardes las concluimos mirando el sol caer, a espaldas de las montañas y del embalse. Aunque a veces me hubiera gustado no tener que filmar el atardecer, para poder apreciarlo solo con mis ojos y sin distracciones, asumo que soy un afortunado. Quién pudiera estar viendo ese espectáculo único, con una copa de vino en la mano.

Las cargas de trabajo en el Espacio Ecocultural Conviven eran más que justas y, para ser sincero, no se sentía una diferencia entre voluntario y anfitrión. Era como una gran familia donde todos tiraban para el mismo lado.


Mi experiencia como voluntario en un albergue rural en las afueras de Málaga - Worldpackers - Espacio cultural conviven

Desconectar para conectar

Me fui de Málaga contento. Feliz. Satisfecho. Es que mis días como voluntario en el Espacio Ecocultural Conviven me permitieron volver a ser. Me regalaron momentos para mí. Para reflexionar y pensar.

Una mañana me levanté antes que el sol saliera, para poder filmar el amanecer. Mientras veía el sol asomarse, sólo me quedó agradecer. Quién me hubiera dicho, hace más de 5 años cuando salí a la ruta, que mi vida iba a tomar rumbos tan inciertos y encantadores.

Ahí estaba yo. En el medio de España, viendo el sol salir, rodeado de naturaleza. Gratitud plena.


74f211792ee26b87a95f306bac8d84ef

Luciano

May 24, 2019

My name is Luciano, I am from Argentina and I ve been travelling for more than 6 years. I actually live in Las Palmas de Gran Canaria and my blog, ...


Deja tu comentario aquí

Escriba aquí sus preguntas y saludos al autor